O

O

Om: sílaba sagrada hindú, se considera el sonido primordial, por lo que puede unir lo físico y lo espiritual. Su repetición como mantra produce una vibración que revive la Creación.

Onmyoji: Doctrina esotérica oriental, centrada en el yin-yang, los cinco elementos y la astrología. También se llama así a los hechiceros y expertos esoteristas.

Onomancia: sistema de adivinación que predice o deduce a raíz del nombre propio de la persona en cuestión. En ello pueden influir la etimología, la numerología, la astrología y otras muchas ciencias ocultas. Suele definir aspectos de la personalidad o sucesos destinados.

Oráculo: respuesta divina a través de señales o por boca de un individuo íntimamente relacionado con ella (como un sacerdote o alguien con esa capacidad innata, considerada un don). 2. Medio por el cual se obtiene la respuesta. Una baraja de cartas, unas runas, una bola de cristal, etc., o la persona en concreto, pueden recibir este nombre. 3. Santuario natural o localización artificial donde se encuentran los medios o personas para realizar las consultas.

Orisha: divinidad yoruba, y nombre extendido a todas ellas. 

Osculum obscenum: trad. Beso obsceno. Así se llamaba a la creencia en el acto de besar las nalgas al demonio, aparecido en los aquelarres, para demostrarle fidelidad y rendirle pleitesía.